A Miguel Fuster le ha salido un grano que no esperaba. Si a principios de temporada parecía que la lucha por el título nacional de rallys iba a estar centrada entre el alicantino y su eterno rival, Sergio Vallejo, ahora resulta que el hombre que más amenaza el quinto título del de Benidrom es Iván Ares, que acaba de lograr su segundo triunfo consecutivo en Ferrol y le acecha de cerca en el Campeonato de España. Sólo 7 puntos les separan cuando faltan cuatro carreras por disputarse.

La prueba comenzó con mucha lluvia y en el primer tramo Fuster, que cambiaba su Porsche por un Ford Fiesta R5 con tracción total para esta difícil cita, perdía mucho tiempo en los dos primeros tramos al quedarse sin limpiaparabrisas y pinchar, y sólo podía acabar séptimo tras una feroz remontada. Ares tomaba el mando con su Porsche, que no soltaba hasta el final. Tras él se libró un bonito duelo por la segunda plaza, que ganaba Vallejo al salirse Álvaro Muñiz en el penúltimo tramo y luego pinchar. Pedro Burgo completaba el éxito de los pilotos gallegos al acabar tercero, y Porsche también copaba las tres primeras posiciones.

Cuarto y ganador de la Mitsubishi Evo Cup fue Cristian García, mientras que en dos ruedas motrices el triunfo fue para Gorka Antxústegi y su Suzuki. En R2 se imponía el Ford de Pablo Pazó, en la Copa Suzuki ganaba Adrián Díaz y en la Dacia Sandero Cup triunfaba Alberto Monarri. Próxima cita, Rally Princesa de Astrurias, en Oviedo del 10 al 12 de septiembre.